Saltar al contenido
Mascotas CanandCam | Salud Consultas

Pancreatitis en perros: síntomas y tratamientos

Cuando su perro familiar no quiere comer y está vomitando, usted espera que sea algo pasajero.

Pancreatitis en perros sintomas y tratamientos
Pancreatitis en perros sintomas y tratamientos

Muchas veces lo es, pero podría ser una afección llamada pancreatitis. Si es así, necesitará tratamiento.

La condición ocurre cuando el páncreas se inflama. Es un órgano cerca del estómago que ayuda a digerir los alimentos y controlar el nivel de azúcar en la sangre.

La pancreatitis puede aparecer de repente y luego puede pasar o puede permanecer por períodos más largos.

Síntomas

A menudo:

  • Vómitos
  • Tiene dolor de vientre

Otros síntomas son:

  • Fiebre o baja temperatura corporal
  • Diarrea
  • Sin energía
  • Un momento difícil para respirar
  • Deshidración
  • Latido del corazón irregular

Si su perro tiene algunos de estos problemas durante más de un día, o si estos síntomas continúan regresando, llévelo al veterinario. Podría ser pancreatitis, o podría ser otra cosa. De cualquier manera, deberías llevarlo a cabo.

Su veterinario podría hacer un diagnóstico basado únicamente en los síntomas. Por lo general, sin embargo, el tendrá que hacer análisis de sangre o un ultrasonido, que utiliza ondas sonoras para hacer una imagen de lo que está sucediendo dentro del cuerpo.

Causas

Los expertos no están seguros de qué causa la irritación del páncreas, pero algunas razas, especialmente los schnauzers, son más propensos a ella. Los perros mayores y los que tienen sobrepeso también son más propensos a tenerla.

A veces, la condición aparece como un efecto secundario de un medicamento o después de la cirugía. A menudo, una comida grasosa, como grasa de tocino o restos de mesa, la desencadena.

Los perros generalmente se recuperan de los casos leves, pero si es grave, a veces puede conducir a la muerte. Si su perro tiene sobrepeso, diabetes o epilepsia, es posible que le cueste superar un ataque.

Tratamiento

Si su veterinario puede descubrir qué causó la pancreatitis, tratará de lidiar con eso primero. Por ejemplo, si fue una reacción a un medicamento, puede quitárselo. Si está relacionado con la dieta, puede ponerlo en alimentos recetados.

A veces es difícil saber qué lo causa y no existe un tratamiento claro para combatirlo. El enfoque en cambio es mantener al perro lo más cómodo posible hasta que pase el ataque.

Durante las primeras 24 horas, los veterinarios a menudo recomiendan no tomar alimentos, agua o medicamentos por vía oral. Eso le da un descanso al páncreas. Si su perro tiene un caso severo, es posible que necesite estar en el hospital para obtener líquidos por vía intravenosa.

Cuando llegue a casa, tendrá que darle mucha agua para asegurarse de que no se deshidrate. Es posible que también necesite medicamentos para el dolor. También puede obtener medicamentos para ayudar a aliviar las náuseas y los vómitos.

Cuando tu perro comience a comer nuevamente, asegúrate de que sea una dieta baja en grasas. Busque comida que sea fácil de digerir. Hable con su veterinario, pero probablemente sea una buena idea seguir con esta dieta durante varios meses, y posiblemente de por vida.

Prevención

Mire la dieta de su perro. Asegúrese de que no tenga demasiada comida rica en grasas.

No ced a sus ojos de cachorro, incluso en ocasiones especiales. Su perro no necesita comer comida humana. Mantenga su basura segura. Los veterinarios informan más casos de pancreatitis durante las vacaciones, cuando las personas comen más alimentos grasos y también sus mascotas.